¿Cómo preparar agua saborizada?

El agua saborizada ha ido surgiendo desde hace muchos años porque las personas no les gusta tomar la cantidad diaria necesaria o fuera de las comidas. Actualmente las aguas saborizadas se venden en supermercados con endulzantes que alteran su sabor, haciéndole competencia directa a las sodas y refrescos.

Debemos aceptar que nada nos quita la sed como el agua y una manera diferente de beberla es:

-          Elegir las frutas o verduras que deseas consumir en el día. Las más comunes son: fresa, pepino, piña, mandarina, frambuesa, apio, zanahoria y todas las que combinándolas sean de tu agrado. Debes variar siempre para que este hábito no se torne aburrido.

-          Las bebidas no deben contar con ningún tipo de azúcar artificial, ya que su propósito es de lograr consumir la cantidad de agua necesaria y no una bebida con endulzantes.

-          Las hierbas son una opción para añadir sabor y olor a tu bebida. Se utiliza la menta, la albahaca, romero, perejil, tomillo, cilantro o la de tu preferencia.

-          Después de haber elegido los ingredientes para crear tu agua saborizada, agrega la cantidad de agua para llenar el recipiente donde los preparaste y déjalo reposar en la nevera la noche antes de tomarlo para que así obtenga un mejor sabor.

-          Y por último sírvelo en un vaso o termo con hielo y disfruta de esta nueva manera de beber agua.

Para crear agua saborizada no necesitas una receta específica, solo tu imaginación y el deseo tomar los 8 vasos reglamentarios al día, logrando mejorías en tu salud y haciéndolo de manera divertida para tu familia. 


Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes