Cierra en Panamá cita hacia Plan de Acción Regional pro derechos indígenas

Representantes indígenas y de gobiernos de Centroamérica, México y Cuba cerraron hoy en Panamá una reunión en la que dieron los primeros pasos hacia un Plan de Acción Regional de Acción para implementar la Declaración de Naciones Unidas sobre los Derechos de los Pueblos Indígenas.

La Reunión Subregional de Pueblos Indígenas de Centroamérica y México, de dos días, discutió la propuesta de elaborar un Plan de Acción como herramienta de trabajo conjunto y coordinado que permita atender la "reiterada demanda de concretar derechos y compromisos reconocidos, pero no siempre realizados" de los indígenas,

Así lo señala un comunicado divulgado al término de la reunión, organizada por el Fondo para el Desarrollo de los Pueblos Indígenas de América Latina y el Caribe (Filac) y Panamá como anfitrión, con el apoyo de Guatemala como Secretaría Pro Tempore de la Cumbre Iberoamericana y la Secretaría General Iberoamericana (Segib).

El Plan se concibe como un espacio de diálogo y concertación entre gobiernos y representantes de los pueblos indígenas hacia una agenda compartida sobre los temas prioritarios que permitan la implementación de la Declaración de Naciones Unidas.

"Este salto cualitativo regional se organiza a partir de objetivos y resultados concretos, posibles y medibles, con una Plataforma Regional que permita no solo darle seguimiento, sino apoyar a las instituciones y pueblos en su ejecución", indica el pronunciamiento.

También se dialogó sobre los "grandes retos que los pueblos indígenas de América Latina y El Caribe han tenido que superar para asegurar su sobrevivencia milenaria, y la "infinidad de factores y situaciones que continúan poniendo en alto riesgo" su identidad y existencia.

La Agenda de Desarrollo 2030 y sus Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) fueron analizados con énfasis en la "imperiosa necesidad de releerlos desde la perspectiva indígena" con planes, metas e indicadores nacionales y la participación de los pueblos indígenas en su diseño, implementación y evaluación.

Se consideró "muy relevante" el concepto y procesos de la denominada Cooperación Sur-Sur, concebida interculturalmente al incluir los aportes y enseñanzas que los pueblos indígenas comparten con otros pueblos e instituciones estatales y no solamente como intercambio entre Estados de la región.

El secretario técnico del Filac, Álvaro Pop, indígena Maya de Guatemala de habla Kekchí (Q'eqchi'), dijo a Efe que fue una reunión "sumamente útil" porque se habló sobre "los retos que tiene la democracia centroamericana y de México para incluir la capacidad, voluntad y conocimiento de los pueblos indígena".

Se plantearon, según Pop, "los graves problemas de los pueblos indígenas como el de la persecución o la criminalización de los dirigentes que están luchando por la tierra, el territorio y la defensa de los recursos naturales".

"Es decir, se hizo un balance muy importante alrededor de los problemas que tienen los pueblos originarios", afirmó.

En cuanto al Plan de Acción Regional, Pop indicó que le parece que hay una "voluntad significativa" de los Estados para construir este Plan y además una plataforma que les permita seguir trabajando sobre el mismo.

La reunión celebrada en Panamá forma parte de una agenda que contempla otra cita subregional suramericana, prevista en Perú en febrero próximo, y que preceden al I Encuentro de Altas Autoridades Iberoamericanas sobre Pueblos Indígenas que tendrá lugar en Guatemala los días 5 y 6 de abril de 2018.

Todas estas citas se dan en el marco del calendario de la XXVI Cumbre Iberoamericana de Jefas y Jefes de Estado y de Gobierno que se celebrará en noviembre de 2018 en Guatemala.

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes


Tu emisora... Parte de tu vida