La población infantil de Japón registra nuevo descenso

Japón sigue anotando descensos en el número de niños y el dato más reciente indica que son 15,33 millones, con una disminución anual que se viene registrando desde 1982.

El dato fue difundido al conmemorarse hoy en el país el Día del Niño, y confirma el progresivo envejecimiento de la población japonesa, lo que está generando un sombrío panorama para el futuro del sistema público de pensiones.

De acuerdo con los datos oficiales, al 1 de abril pasado, cuando Japón comenzó un nuevo año fiscal, había en el país 7,85 millones de niños menores de 15 años y 7,48 millones de niñas, unos 180.000 infantes menos que la cifra proporcionada un año antes.

En los últimos 30 años, la población infantil de Japón se ha visto reducida en unos ocho millones de personas.

Al 1 de abril pasado la población total de Japón llegaba a 126,23 millones de habitantes, según cálculos oficiales provisionales, por lo que la población infantil era al 12,14 % del total.

Esa proporción bajó 0,2 puntos porcentuales respecto a abril de 2018 y alcanzó un nuevo récord a la baja, que se ha venido registrando en Japón en los últimos 45 años.

Los japoneses con 65 años y más son 35,75 millones, más del doble de la población infantil y la mitad de los 75,15 millones de japoneses con edades comprendidas entre los 15 y los 64 años.

En Japón la edad de jubilación oficial es de 65 años, aunque la mayoría de las empresas retiran a sus empleados a los 60.

El Gobierno japonés es consciente de los problema que acarrea el envejecimiento de la población, y el año pasado lanzó un programa para aumentar el número de inmigrantes, que están siendo destinados a sectores con una drástica reducción en la mano de obra. 

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes