Renuncia el presidente de Perú Pedro Pablo Kuczynski

El presidente de Perú Pedro Pablo Kuczynski anunció este miércoles su renuncia al cargo, luego de que circularan videos de sus aliados en los que aparecen presuntamente intentando comprar votos en el Congreso para evitar su remoción.

Tras varias horas de especulación sobre su renuncia, a las 2:30 p.m de este miércoles,  Kuczynski emitió desde el Palacio de Gobierno del Perú un mensaje oficial grabado mediante el cual confirmaba su renuncia a la Presidencia, discurso que aseguró remitiría al Congreso en una carta.

Dijo que a pesar haber superado el primer proceso de vacancia en su contra, el 21 de diciembre se presentó una nueva moción con los mismos argumentos y con los mismos hechos que se rechazaron en la primera, y calificó la publicación de una serie de informes como defectuosos y de carácter reservado que fueron destinados exclusivamente a la comisión investigadora.

En medio del segundo proceso de vacancia,  Kuczynski señaló que luego de que muchos de los parlamentarios expusieron que su voto debía ser de conciencia y no de consigna, inmediatamente aparecieron grabaciones "editadas" que daban la impresión de que el Gobierno estaba ofreciendo obras  a cambio de votos a favor de los congresistas que votaran a conciencia.

La difusión de estos vídeos, denunció, generaron una grave distorsión del proceso político, "frente a esta difícil situación que se ha generado y que me hace injustamente aparecer como culpable de actos en los que no he participado pienso que lo mejor para el país es que yo renuncie a la Presidencia de la República".

Además, manifestó que la oposición afectó a un grupo de trabajadores que laboran en su residencia al involucrarlos en el caso, las cuales aseguró nunca fueron comprobadas.

Minutos antes de ser emitido el mensaje oficial,  Kuczynski salió del Palacio y se despidió de varios de sus colaboradores más cercanos.

Kuczynski enfrentaba un pedido de destitución por "incapacidad moral permanente" debido a su relación con la firma brasileña Odebrecht mientras era un funcionario clave del gobierno de Alejandro Toledo (2001-2006). El Congreso peruano se disponía a someter a votación esta solicitud. Se necesitaban 87 votos de los 130 parlamentarios para removerlo.

La semana pasada la situación del mandatario se agravó cuando un informe de la Unidad de Inteligencia Financiera, que reporta operaciones sospechosas, fue enviado al Parlamento. En el documento se detectó que entre 2004 y 2017 Kuczynski recibió 3,4 millones de dólares de dos consultoras que a su vez habían recibido dinero de Odebrecht.

El ahora exmandatario, un exbanquero de Wall Street de 79 años, abandonó en la mañana su residencia en el barrio más rico de Lima para dirigirse hacia el palacio presidencial, que amaneció rodeado de policías armados con ametralladoras, cascos y escudos.

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes