Cúpulas de FARC y ELN hablarán de paz en Quito con aval de Santos

Una delegación de alto nivel de la FARC, el partido político surgido del pacto de paz en Colombia, se reunirá en Quito con los rebeldes del ELN que dialogan con el gobierno colombiano en medio de una tregua, anunciaron fuentes oficiales este viernes.

El presidente Juan Manuel Santos afirmó que autorizó el viaje de los dirigentes de la Fuerza Alternativa Revolucionaria del Común (FARC), para que conversen con el grupo guevarista sobre los acuerdos que condujeron al desarme de la que fue la más antigua y poderosa guerrilla de América.

"He autorizado el viaje de dirigentes de las FARC a Ecuador mañana, (son) varios miembros del antiguo secretariado (jefatura)", dijo Santos en un acto público en la ciudad de Popayán (suroeste).

El grupo que viajó este viernes a Quito está encabezado por Rodrigo Londoño, líder del partido y excomandante máximo de las FARC, y Luciano Marín, jefe del equipo que dialogó con el gobierno en Cuba durante cuatro años, precisó un comunicado de la Oficina del Alto Comisionado para la Paz.

La delegación, que completan otros cinco dirigentes de la nueva fuerza política, estará hasta el miércoles próximo en Ecuador, sede de las negociaciones iniciadas en febrero con el Ejército de Liberación Nacional (ELN).

La reunión entre ambas organizaciones "se realizará con autorización del gobierno nacional a fin de lograr un intercambio de experiencias de las mesas de negociación, frente a lo relacionado con el cese al fuego y de hostilidades", según la declaración oficial.

Surgidas en la década de los 60, las FARC y el ELN intentan superar medio siglo de enfrentamiento con el Estado.

Santos firmó la paz con la primera organización en noviembre de 2016, y busca un convenio similar con el ELN antes de que concluya su mandato en agosto de 2018.

Mientras avanza en medio de dificultades la fase de implementación de los acuerdos con las FARC, el gobierno y el ELN cumplen desde el 1 de octubre una tregua que se extenderá hasta el 9 de enero.

"Espero que ese cese al fuego temporal podamos convertirlo en un cese al fuego permanente", comentó Santos.

En mayo, FARC y ELN sostuvieron un primer encuentro de alto nivel en La Habana.

Entonces suscribieron un comunicado conjunto en el que ratificaron su compromiso con "una solución política" al conflicto que durante medio siglo ha azotado a Colombia, y en el que también han tomado parte, además de las tropas oficiales, grupos narcotraficantes y de ultraderecha.

Aunque ha negociado por separado con ambos grupos, Santos aspira a conseguir una "paz completa" que deje atrás el prolongado enfrentamiento que deja 7,5 millones de víctimas entre muertos, desaparecidos y desplazados.

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes

Es momento de sentir, nuevamente, la adrenalina. #PonteC7