Jennifer Lawrence no es una "celebridad" a ojos de su prometido Cooke Maroney

Han pasado escasas semanas desde que la oscarizada Jennifer Lawrence confirmara, a través de un escueto comunicado emitido por su representante, su compromiso matrimonial con el guapo y discreto Cooke Maroney, el primer novio que se le conoce a la intérprete que no forma parte del universo hollywoodiense.Aunque ella siempre se ha mostrado muy discreta a la hora de hablar de sus relaciones sentimentales, en esta ocasión ha sorprendido especialmente el silencio sepulcral con el que los dos enamorados han venido gestionando el interés público sobre su romance, una actitud que ahora cobra más sentido con el deseo de la intérprete de desligar por completo su noviazgo de su imagen pública.

"Cooke nunca ha tratado a Jennifer con esa deferencia especial que suelen recibir las celebridades. Es un chico al que no le afecta en absoluto la cultura hollywoodiense, ya que no tiene nada que ver con ella. Para Jennifer es muy importante contar con alguien que le ayuda a mantener los pies en el suelo y a desconectar de la vida pública", ha explicado una fuente cercana a la artista.

Esa dinámica de honestidad total que les iguala y les hace perfectamente compatibles es una de las claves que explica la rapidez con la que ambos han consolidado su historia de amor y que, tras ser plenamente conscientes de que están hechos el uno para el otro, les ha llevado a tomar una decisión tan importante como la de pasar por el altar.

"Cuando les presentaron la pasada primavera, el momento no podía haber sido más perfecto para ellos. Los dos estaban solteros y se dieron cuenta de que tenían un montón de cosas en común. Ambos proceden de familias numerosas y muy unidas, además de haber construido por sí mismos carreras profesionales muy exitosas", ha explicado el mismo informante, antes de añadir que la esperada boda de la pareja podría producirse en cualquier momento en la ciudad de Nueva York.

"Los dos tienen muy claro que el enlace tiene que ser en Nueva York, para empezar porque fue la ciudad en la que se conocieron y empezaron a cultivar su relación. Pero también porque resulta más conveniente para sus respectivas familias y grupos de amigos", ha revelado a la misma publicación.

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes