Iggy Azalea, víctima del odio contra los inmigrantes tras conseguir su "green card"

Este mismo miércoles, la rapera australiana Iggy Azalea recurría emocionada a la sección Stories de su Instagram para compartir con todos sus seguidores la emocionante noticia que había recibido vía carta tan solo unos minutos antes: la concesión de su 'green card'.En la grabación, la artista aparecía dando saltos de alegría y comprensiblemente emocionada, y por esa misma razón sin duda le resultarían muy sorprendentes las críticas y mensajes cargados de odio que comenzó a recibir en las redes sociales tras hacer el anuncio.

"¡En serio! Llevo aquí doce años y acaban de aprobar mi solicitud. He estado pagando mis impuestos federales y estatales, y demás, pero no podía votar u opinar sobre cómo debían usarse. Algunas personas son TAN miserables", reza el tuit con el que la estrella acabó saliendo por fin al paso de tantos mensajes cargados de negatividad o directamente injurias que estaban llenando su tablón, para tratar de hacer ver a sus detractores por qué merecía el permiso permanente de residencia, para vivir y trabajar libremente en territorio estadounidense.

"Os encantaría que me deportaran de vuelta a un país en el que ya solo conozco a cuatro personas. He trabajado muy duro", añadía acerca de los pocos lazos que la unen ya a la tierra que abandonó hace más de una década para perseguir su sueño de triunfar en la industria musical.Con los ánimos ya un poco más calmados, Iggy volvió a recurrir a esa misma plataforma para bromear sobre las muestras de desprecio que había recibido innecesariamente en un día tan especial para ella.

"Creo que en el fondo algunos de vosotros solo estáis enfadados porque ya no vais a poder seguir haciendo bromas sobre deportarme", aseguró con su habitual sentido del humor.

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes